Perder los nervios en el coche

Viernes, 18 noviembre 2011

Perder los nervios cuando conducimos un coche es bastante frecuente. Aún la persona más tranquila del mundo puede estresarse al volante ya que conducir afecta nuestro carácter y podemos pasar de ser unos angelitos a convertirnos en auténticas fieras. Existen muchos estudios sobre este tema y todos coinciden en lo mismo: tres de cada cuatro conductores admiten cierto nivel de estrés cuando conducen un coche.

Además, un 53% de los mismos reconoce que la agresividad hace acto de presencia en nuestro comportamiento más veces de lo habitual. La explicación a esta conducta parece estar en que cuando estamos dentro de un coche nos sentimos más seguros y protegidos. Asimismo estamos convencidos de que somos unos extraordinarios conductores y nos volvemos intolerantes ante las maniobras de los demás coches. Creemos también que conducir es como enfrentarse permanentemente a un examen, por lo que generalmente nos ponemos a la defensiva.

Son muchos los conductores que sufren de ansiedad. Según se desprende de un estudio realizado por Attitudes de Audi, el 22% reconoce padecer mucha o bastante ansiedad cuando se pone al volante. Muchos españoles desearían no tener que coger el coche y el informe de Audi afirma que los más propensos a sufrir este tipo de trastornos son aquellos que tienen que conducir por necesidades laborales. Otra conclusión de este informe, es que la agresividad es la causa de la mitad de los accidentes de tráfico. Así, el perfil más común de estos conductores, suele ser de un joven de 18 a 30 años, con muy poca experiencia al volante. Cuando muchos ven amenazada la prioridad de su coche, se vuelven más agresivos y un 60% de los encuestados reconoce que cambia de actitud cuando tiene prisa.

Según afirma el periodista Tom Vanderbilt en su libro “Tráfico”, la carretera despierta la intolerancia. Y afirma en esta misma publicación que “todos somos expertos en tráfico, pero nuestra visión está lejos de ser imparcial”. También añade: “vemos las cosas según el color de nuestros parabrisas”. ¡Cuanta razón tiene!

Si te ha gustado el artículo, haz click aquí

También te puede interesar:

¿Quieres compartirlo?

2 Comentarios

  1. Renting   |  Viernes, 18 noviembre 2011

    La verdad que es un articulo muy acertado. Como bien indicas hasta las personas mas calmadas del mundo tienen nervios dentro de un coche por mil situaciones diversas.

  2. Multiválvulas   |  Lunes, 21 noviembre 2011

    Si que es acertado, si. La gente al volante cambia de personalidad. Por cierto, Tom Vanderbilt además de periodista también sería taxista porque parece que sabía del tema.

Deja un Comentario





*