La verdad sobre las emisiones de CO2

Lunes, 3 octubre 2011

Os resumimos la verdad sobre las emisiones de CO2 a través de un informe oficial por Transport y Environment.

El coche medio vendido en Europa en 2010 fue un 4% más eficiente en el uso de combustible y por tanto reduce su emisión de CO2 en ese mismo porcentaje. Además también resultó un 2,4% más barato que el año anterior. Por su parte, con respecto a los coches vendidos en España, la reducción de emisiones fue del 3%. Los datos dejan en evidencia los argumentos que han usado para justificase la industria europea del automóvil: que ser más ambicioso en la reducción de gasto de combustible haría “inasequibles” los coches.

El Informe publicado por Transport & Environment (T & E), organización a la que pertenece Ecologistas en Acción, demuestra que las emisiones medias de CO2 de los coches nuevos vendidos en Europa el año pasado bajaron hasta 140 g de CO2 por kilómetro. Sin embargo, frente a las predicciones de la industria, los precios de estos coches no han aumentado de manera dramática, sino todo lo contrario.

El informe de T & E examina ambas estimaciones de costes realizadas por la Comisión Europea en 2001 y 2006, que se basaron en datos suministrados por la industria del automóvil. Las predicciones eran que reducir las emisiones a 140 g/km incrementaría el precio de los coches nuevos en 2.400 euros, aunque luego se bajó esta cifra a 1.200. Pero la realidad es que se ha alcanzado ese objetivo y los precios de los coches han disminuido en Europa un promedio del 2,4% anual.

En cuanto al caso español, el casi millón de coches vendidos (976.000) suponía unas emisiones medias de 138 g CO2/km, frente a los 142 g del año anterior, lo que equivale a una mejora del 2,8%.

El estudio de T & E analiza cuánto ha avanzado cada fabricante europeo en su reducción de emisiones. En ese sentido, se comprueba que Fiat, Toyota y Peugeot-Citroën por este orden, tienen las flotas más limpias de Europa en términos de CO2. Al final de la cola, los coches más despilfarradores de combustible son de peor a mejor, los fabricados por Daimler: Volvo, Mazda, BMW y Nissan.

En definitiva, los datos reflejados en el informe permiten concluir que es posible reducir mucho más las emisiones de los coches y que esto no tiene las repercusiones económicas que argumentan los constructores para retrasar la normativa que obliga a estas actuaciones. Antes al contrario, ser más ambiciosos en la reducción del consumo de los coches supondrá una ventaja competitiva para la industria europea en un mundo con un petróleo cada vez más escaso y caro.

Si te ha gustado el artículo, haz click aquí

También te puede interesar:

¿Quieres compartirlo?

Deja un Comentario





*