La nueva Ley de Distribución del sector del automóvil tendrá que esperar

Martes, 9 agosto 2011

sector_automovilLas marcas de automóviles pueden volver a verse enfrentadas a los concesionarios después de conseguir que se aprobara en febrero, la enmienda de la Ley de Economía Sostenible que anulaba la norma sobre distribución de coches.

Los concesionarios, convencidos de que habían conseguido su propósito de tener un contrato de agencia que les uniera a las marcas, aceptaron sin demasiados problemas sentarse a firmar la suspensión de la enmienda aprobada ante el compromiso del Ministerio de Industria de elaborar una nueva Ley de Distribución que sería presentada y se supone que aprobada, en un plazo máximo de seis meses.

Pero el anuncio del anticipo de las elecciones ha desbaratado todo el plan, ya que es prácticamente imposible que dicha ley pueda ser aprobada antes de la disolución del Parlamento. Los más optimistas aseguran que será necesario un año más antes de que la norma pueda ser puesta en marcha.

Por su parte los concesionarios, representados por Faconauto y Ganvam, indican que ellos aceptaron que la enmienda 16 de la Ley de Economía Sostenible no entrara en vigor, ante el compromiso del Ministerio de Industria de promover una Ley de Distribución. Pero aunque les consta que el ministerio ha hecho lo posible porque fuera tramitada, resulta prácticamente imposible que sea aprobada. Por lo tanto, ante la imposibilidad de que las condiciones pactadas se cumplan, los concesionarios van a intentar por todos los medios que se aplique la enmienda 16 de la Ley de Economía Sostenible.

Según Faconauto, esta situación se habría podido desbloquear entre marcas y concesionarios de coches pactando tres puntos que consideran elementales:

  • El primero es que ellos son los dueños de sus negocios y que, por lo tanto, deberían tener libertad para venderlo, aunque admiten que la marca ponga ciertas condiciones.
  • El segundo se debe a la capacidad que deben tener para elegir sus herramientas de financiación.
  • Y por último, la capacidad de rechazar productos no deseados, es decir, más coches de los que pueden vender.

Si te ha gustado el artículo, haz click aquí

También te puede interesar:

¿Quieres compartirlo?

Deja un Comentario





*